Nombre:
Lugar: Buenos Aires, Argentina

Dedicado a los luchadores en la guerra civil española y en la postguerra en defensa de un mundo mejor, aquellos que defendieron un gobierno legítimamente constituído. A través de estos tres blog difundiré testimonios que forman parte de nuestra memoria histórica, escritos sobre los derechos humanos en la Argentina , en España, en Latinoamericana, experiencias del exilio y sobre todo aquello en lo que pueda ayudar a través de la palabra escrita en pos de luchar contra el silencio y el olvido que se cierne sobre la sociedad española de hoy. autorizaron a su publicación. Inés García Holgado

sábado, 18 de abril de 2009

Un anticuario valenciano intentará vender en la Feria de la Almoneda de Madrid un retrato de Franco con uniforme de ga­la, comprado a una familia de C






Un anticuario valenciano intentará vender en la Feria de la Almoneda de Madrid un retrato de Franco con uniforme de ga­la, comprado a una familia de Carcaixent
Gerard S. Ferrando, Valencia
En pleno debate por la memoria histórica y el cumplimiento, más o menos estricto según lugares, de la ley que le da nombre, Francisco Franco se resiste a marcharse del imaginario colectivo. El dictador aguanta a su manera, bien sea por la decisión de ciertos políticos de no retirarle los honores en sus ayuntamientos o por la aparición de obras en su honor. Una de ellas la encontró Levante-EMV cuando estaba siendo descargada delan­te de una tienda de antigüedades de Valencia y, cómo aseguró el propietario de dicho establecimiento, Pedro Gento: «Va a ser expuesta en la Feria Almoneda de Madrid, que se celebra desde este sábado hasta el día 28 de abril». Allí, junto con objetos antiguos de todo tipo el visitante se topará con este gigantesco cuadro de Francisco Franco Bahamonde (de unos tres metros de alto), vestido con el uniforme de gala de capitán general, que Antigüedades Marco Polo adquirió hace unos meses y que procede «de una familia de Carcaixent vinculada a Franco», como así matiza el propio Gento.
El cuadro en cuestión fue pinta­do por el artista de Carcaixent Án­gel Marimón en la posguerra. Un artista que era «uno de los pintores que solían retratar con frecuen­cia a Franco». Poco se sabe de este autor. De hecho, el propio anticuario asegura no conocer aún el valor real del cuadro porque «todavía estoy pendiente de que me hagan la tasación».
«La baronesa de Ariza», de Madrazo
De entre la numerosa relación de obras y objetos que Marco Po­lo exhibirá en Almoneda, y que fueron descargados delante de la tienda en la mañana del lunes, destaca también otro retrato de grandes dimensiones titulado La baronesa de Ariza y que fue pintado por uno de los autores españo­les más célebres del siglo XIX como es José de Madrazo. Él llegó a ser primer pintor de cámara del rey Fernando VII y dirigió el Museo del Prado, ya bajo el reina­do de Isabel II, entre 1838 y 1857. Además, tiene diversas obras expuestas en el célebre museo madrileño, entre las que destaca La muerte de Viriato (1808). La baronesa de Ariza descansaba hasta hace unos meses en un palacio privado de Valencia, el dueño del cual Pedro Gento oculta «por motivos profesionales» . Al igual que el retrato de Franco, todavía está pendiente de una tasación que establezca su valor.
Tanto la obra de Madrazo co­mo la de Marimón fueron adquiridas por Gento por petición de sus propietarios, pues él se dedica «tanto a comprar como a vender». Estos dos cuadros configuran los principales reclamos de la exposición que presentará este anticuario valenciano en Almoneda y que se integrarán en un estand de unos 60 metros cuadrados, que, según Pedro Gento, «no es el más grande pero sí tiene ya un tamaño considerable para esta feria». El empresario valenciano reconoce que la crisis también ha llegado a su sector, pero matiza que va a seguir acudiendo a acontecimientos como éste: «Voy a Madrid a dos ferias al año, a la Almo­neda y la Feria Arte de finales de año», y añade que «tienes que estar a las duras y a las maduras. Si yo acudo a dos certámenes al año tengo que ir». Gento es consciente de que en la actual coyuntura será complicado rentabilizar económicamente esta visita a la capital y avanza sus modestas intenciones: «Antes de partir yo diría que cubriendo gastos y que no me cueste dinero de mi bolsillo ya me conformaría.»
En este período de crisis económica, Antigüedades Marco Po­lo se arriesga a seguir acudiendo a la Feria Almoneda y lleva obras que llamarán la atención, como la del dictador, que tal vez sea comprada, en euros, por algún nostálgico de tiempos pasados.

__._,_.___

Etiquetas: ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal