Nombre:
Lugar: Buenos Aires, Argentina

Dedicado a los luchadores en la guerra civil española y en la postguerra en defensa de un mundo mejor, aquellos que defendieron un gobierno legítimamente constituído. A través de estos tres blog difundiré testimonios que forman parte de nuestra memoria histórica, escritos sobre los derechos humanos en la Argentina , en España, en Latinoamericana, experiencias del exilio y sobre todo aquello en lo que pueda ayudar a través de la palabra escrita en pos de luchar contra el silencio y el olvido que se cierne sobre la sociedad española de hoy. autorizaron a su publicación. Inés García Holgado

miércoles, 26 de agosto de 2009

PABLO YAGÜE ESTEBARAN

Nació en una aldea de Segovia, una zona muy pobre, simplemente el paisaje ya inspira miseria. Su familia tenía algunas tierras y animales, para consumo propio y ganar algo de dinero para comprar lo demás. Trabajaba como panadero. Vino a Madrid y tomo el mando del sindicato de artes blancas (panadería). También se afilió en el PCE. Según su hermana Antonia, fundó una Casa del Pueblo de la CNT. Fue uno de los fundadores del periódico "La Libertad". Como miembro del PCE viajó con frecuencia a Rusia para contactar con el partido y recibir instrucción. He sabido que fue Secretario General en 1935. Y en el partido conoció a mi abuela, Dolores Moreno, hacia 1930. Al inicio de la guerra estuvo en el frente, pero le hirieron y volvió a Madrid. En octubre de 1936 se constituyó la Junta de Defensa de Madrid y fue nombrado Delegado de Abastecimiento. Poco después, creo que en noviembre, "puso" las cartillas de racionamiento, para tratar de que la poca comida que había se distribuyese de la forma más justa posible, según el número de personas de cada familia, para intentar que hubiese para todos, aunque fuese poco, y evitar el estraperlo. Honrado hasta el punto de que mi abuela hacía "la cola" como cualquiera y si "cerraban la puerta" antes de que le tocase, pues se iba a casa con la cesta vacía.”
“El 23 de diciembre de 1936 fue herido de bala volviendo a Madrid por la carretera de Alcalá de Henares. Le disparó un miembro del partido. El acto fue condenado como atentado, achacado a las diferencias internas del partido, entre comunistas y anarquistas. Pero no está claro que fuese premeditado, había un control de entrada, trataron de que no siguiese y él continuó, hay versiones que cuentan que contestó mal al que le paró (lo que no justificaría un disparo tampoco)... Aunque según me contó mi abuela, la sensación que él tuvo fue que habían preparado la excusa, como a quien le dan el "paseíllo". La teoría de su hermana es que había sido una conspiración porque había miembros del partido que le tenían envidia y querían "quitarle de en medio". Sea lo que fuese, los que formaban el control fueron detenidos, juzgados y puestos en libertad pocos días después.(…)
Para la familia la guerra fue un “sin vivir”, siempre huyendo, con lo justo. Como solía saber con antelación cuándo y dónde iban a bombardear, enviaba un coche del partido para trasladar a mi abuela y sus hijos a un lugar "seguro", fueron llevándoles por toda España. Cuando tomaron Madrid pudo irse, exiliarse, pero no quiso, siguió luchando por sus ideales, intentó dar la vuelta a la situación. A veces les despertaban de madrugada para avisar de que venían a buscarle y tenían que salir corriendo.(…) Fue condenado a muerte y después absuelto o algo así y puesto en libertad. La segunda vez que le detuvieron, fue ya en el 43. Según algunos artículos fue también miembro del Comité Provincial de Madrid del PCE. Marcos Ana dice que era bueno como un pan candeal y que todo el mundo recurría a él para pedirle consejo. Cipriano Mera, en su biografía, confirma que su ideal era la unidad de la izquierda.”

Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal